¿Qué es Ciencia?

Conocer es una naturalidad del ser humano. Aunque la palabra en sí implica una compleja explicación, el hombre desde sus inicios, siempre se ha mantenido dispuesto a conocer el mundo que lo rodea.

El conocimiento y la racionalidad propia de nuestra especie van de la mano, pues no es lo mismo el conocimiento en otros animales que el uso de nuestra razón para pensar, clasificar, explicar, discutir, analizar, medir, etc. El conocimiento parte de la curiosidad y del cuestionamiento hacia algo que ignoramos.

La ciencia es un conjunto de conocimientos verificables sobre una materia o un ámbito específico. Es el conjunto de técnicas, métodos y leyes que se utilizan o se utilizaron para alcanzar un conocimiento. De esta manera es como el hombre ha podido comprender un poco más sobre sí mismo y su posición en el mundo. El conocimiento nos hace conscientes y la conciencia es la capacidad para conocer nuestro entorno.

Límites de la ciencia.

¿Cuáles son los límites de la ciencia?

Para que un conocimiento sea ciencia se requiere un arduo trabajo colectivo. Es decir, la física, por ejemplo, es una ciencia que durante 300 años se ha dedicado a la observación y experimentación, pues, un nuevo descubrimiento es una ventana para nuevas interrogativas e investigaciones.

Podría interesarte: Los nuevos tipos de Conocimiento. ¿Cuáles Son?

Una ciencia está conformada por gran número de especialistas que por medio de su trabajo han realizado valiosas aportaciones a una ciencia. Los personajes de siglos pasados que iniciaron una ciencia, sentaron las bases que científicos e investigadores actuales utilizan para sus pruebas y teorías más complejas. El avance de la tecnología también es un importante beneficio que facilita el desarrollo de una ciencia.

A pesar de que la ciencia es un conjunto de proposiciones ordenadas y relacionadas lógicamente para formar un sistema coherente, estas proposiciones deben ser verdaderas y no meras ideas sin fundamento.

Tradicionalmente, campos como la biología, la química, la física y sus ramas constituyen las “ciencias duras”, mientras que las ciencias sociales se denominan “ciencias blandas”. Tales denominaciones no se adjudicaron por ser fáciles o poco útiles, sino por el nivel de rigor que tienen sus métodos de investigación científica, así como por su exactitud y objetividad.

Tipos de ciencias.

Las ciencias duras y las ciencias blandas se distinguen en que un tipo de ciencia más experimental puede llegar más directamente a la verdad y evitar ambigüedades. Es por ello que las ciencias duras se consideran más rigurosas.

El uso de estadísticas o matemáticas complejas no es parte de un campo científicamente riguroso; es decir, no hace que un campo sea científico. Los investigadores han nombrado 5 conceptos que sí caracterizan a los estudios que son científicamente rigurosos.

1. Terminología definida con claridad.

Hay ciencias donde los conceptos y las definiciones son claras y precisas, sin posibilidad de variaciones con el tiempo. Por ejemplo, en la química los elementos siempre tendrán sus mismas propiedades y en la biología celular, las células siempre estarán constituidas por las mismas características. A diferencia de las ciencias sociales o políticas donde el feminismo, la ideología de género o la propia justicia tiene definiciones vagas y poco concretas, que pueden modificarse de acuerdo a las circunstancias.

2. Cuantificación.

Una ciencia rigurosa puede cuantificarse, es decir, puede medirse u otorgársele valores numéricos. La física se basa en mediciones de velocidad, densidad, presión, fuerza, etc., etc. y en la astronomía, por ejemplo, se utilizan varias ciencias duras (por eso es tan compleja) para estudiar los fenómenos cósmicos en diferentes ámbitos.

Ciencias como la sociología o la economía, pueden basarse en estadísticas o análisis que varían a través del tiempo y de las generaciones por diversos factores. No puede hablarse de métodos cuantitativos exactos o invariables.

3. Condiciones controladas.

Un estudio científicamente riguroso mantiene el control directo sobre la mayor cantidad posible de factores que influyen en el resultado. Esto hace que el experimento pueda realizarse con tanta precisión, que cualquier otra persona en el mundo que emplee los mismos materiales y métodos, logre exactamente el mismo resultado. Es uno de los conceptos más característicos de las ciencias duras.

Lo contrario a las ciencias blandas que se basan en observaciones, en estadísticas o estudios no controlados, donde existen muchas variables y los experimentos no son tan puros como para manipular y medir efectos o resultados.

4. Reproducibilidad.

Un experimento formulado más de una vez por distintos grupos de personas, da la certeza de que puede volver a reproducirse dando el mismo resultado todas las veces que se aplique.

Por ejemplo, es bien sabido que si un químico desea crear fuego para un experimento, son necesarios 3 elementos: un combustible, oxígeno y calor. No importa la región geográfica o la situación; esto siempre funcionará para crear este tipo de incandescencia.

Esto no ocurre con las ciencias blandas como la psicología (por ejemplo) donde cada estudio puede arrojar resultados totalmente distintos cada vez que se apliquen.

Ciencias duras y ciencias blandas.

5. Predictibilidad y comprobabilidad.

En las ciencias duras es posible producir predicciones y su objeto de estudio facilita la realización de experimentos que las comprueben. En las blandas, las predicciones no son tan exactas y en algunos casos no pueden producirse.

No obstante, en ambos tipos de ciencias, algunas predicciones no son verificables con la tecnología moderna o no se pueden realizar experimentos controlados tanto por razones prácticas como por razones éticas. Por ejemplo, afirmar que “es posible vivir solamente de semillas durante toda la vida” es algo difícil de comprobar, pues, los científicos no pueden usar a un ser humano desde su primera etapa hasta la vejez para comprobarlo; simplemente pueden hacerse suposiciones con base a estudios.

¿Qué es la Teoría de las Inteligencias Múltiples?

Ciencias formales y ciencias fácticas.

A las ciencias se las clasifica en formales y fácticas.

Las formales suelen relacionarse con las ciencias duras o disciplinas compactas y las fácticas se relacionan con las ciencias blandas o disciplinas difusas.

Ciencias formales.

Utilizan sistemas formales para generar conocimiento y todas las ciencias cuantitativas dependen de estas, de manera que pueden aplicarse tanto al mundo natural como a las construcciones antropogénicas.

Con ello se quiere decir que aunque son distintas, las ciencias formales y fácticas no están aisladas una de la otra. Algunas ciencias como la química y la astronomía que son parte de las fácticas, se apoyan de sistemas formales como las matemáticas.

Validan sus teorías con base a proposiciones, definiciones, axiomas y reglas de inferencia. Son analíticas y su área de estudio no es el mundo real sino más bien el mundo ideal. Utilizan las deducciones como método de búsqueda de la verdad. Las ciencias formales estudian ideas, no las cosas ni los procesos.

Dentro de las formales encontramos las matemáticas, la lógica y las ciencias de la computación.

Qué es una ciencia.

Ciencias fácticas o factuales.

Tienen el fin de comprender los hechos mediante representaciones mentales o artificiales lo más cercano a la realidad o a la naturaleza. Dependen de un contenido empírico que debe poder confirmarse a través de la experiencia y la observación. Las ciencias fácticas emplean el método científico para sus investigaciones, mientras que las formales emplean el método lógico inductivo.

Dentro de las ciencias fácticas encontramos dos divisiones: las ciencias sociales como la sociología, la antropología, la economía o la psicología, y las ciencias naturales como la biología, astronomía o geología, por mencionar algunos ejemplos.

Diferencias entre ciencias formales y fácticas:

Objeto de estudio

Ciencias Formales: ideas.

Ciencias Fácticas: hechos.

Representación

Ciencias Formales: signos.

Ciencias Fácticas: palabras.

Método de análisis

Ciencias Formales: lógica, deducción e inducción.

Ciencias Fácticas: método científico.

Forma de comprobación.

Ciencias Formales: razonamiento.

Ciencias Fácticas: en la práctica.

 

 

Fuentes

http://www.gly.uga.edu/railsback/1122science2.html

https://undsci.berkeley.edu/article/whatisscience_01

https://www.realclearscience.com/articles/2012/05/30/what_separates_science_from_non-science_106278.html

https://spaceplace.nasa.gov/science/en/

http://ciencia.unam.mx/leer/603/La_ciencia_siembra_la_conciencia

http://depa.fquim.unam.mx/amyd/archivero/QUE_ES_LA_CIENCIA_987.pdf

http://www.wfsj.org/course/sp/pdf/OnlineCourse-L5-sp.pdf