¿Viajes sustentables? Sí es posible.

Viajar se ha vuelto una actividad cada vez más demandante. Nuestros abuelos y padres probablemente tuvieron objetivos más relacionados con el hogar y la familia, pero hoy en día, las generaciones de jóvenes adultos consideran que tomar uno o varios vuelos a diversos destinos, es una inversión muy enriquecedora para el bienestar personal y profesional.

Ya sea cerca de la ciudad o del otro lado del mundo, trasladarse a otra región implica una planeación y una preparación a través de ciertas tareas que van a brindar tranquilidad y comodidad; como por ejemplo, reservaciones, compra de boletos de avión, jaulas para llevar a las mascotas, pendientes en casa, etc., etc.

El turismo es una de las industrias más contaminantes y más dañinas para la ecología.

Cada uno de dichos requerimientos cumplidos, va a incrementar las posibilidades de que la experiencia vacacional sea agradable. No obstante, no hay que olvidar que quienes van a recibirnos esperan lo mismo. 

Vacaciones sin contaminar.
Cómo lograr unas vacaciones Ecofriendly.

Detrás de cada visita a la montaña o a un resort del Caribe, paseo en yate o viaje en carretera, hay una innumerable cantidad de desechos producidos. Desechables de plástico y residuos humanos que terminan sobre los ecosistemas marinos y terrestres, se multiplican año con año. 

Artículo relacionado: El turismo de antaño vs. el ecoturismo de hoy.

El turismo es una de las industrias más contaminantes y más dañinas para la ecología, al ejercer presión sobre los recursos naturales a través del consumo no sustentable. El desgaste excesivo de agua, la erosión de los suelos, la contaminación del aire y mantos acuíferos, así como la invasión sobre especies en peligro de extinción, son ejemplos de situaciones comunes que están presentes en los sitios vacacionales más populares del mundo.

¿Qué podemos hacer ante esto? Ser un viajero eco friendly apoyando el ecoturismo.

Cómo ser un viajero Ecofriendly (Video).

¿Qué es el ecoturismo?

El ecoturismo es viajar con conciencia. No es la alternativa aburrida de unas vacaciones “normales”, sino que es una industria que busca sensibilizar al viajero y generar beneficios potenciales tanto para el medio ambiente como para los visitantes y los sectores económicos involucrados. 

Qué es el ecoturismo
Vacaciones ecoturísticas.

Aquí, el vacacionista disfruta al máximo cada lugar visitado, al mismo tiempo que otorga respeto a los ecosistemas, a su flora y fauna, así como a los pobladores locales. 

El ecoturismo tiene el objetivo de producir el menor impacto posible al medio ambiente, de manera que los recursos naturales estén disponibles a largo plazo. De igual forma, a través de la sensibilización y la educación, el viajero se convertirá en portavoz y fiel defensor de la naturaleza, comportamiento que será aprendido por las nuevas generaciones.

¿Cómo ser un viajero Eco-Friendly o amigable con el medio ambiente?

Todo humano tiene un impacto en el medio ambiente; sin embargo un viaje eco-friendly logrará que este sea reducido a un porcentaje mínimo. 

No es necesario presionar a los acompañantes para que cada acción ejecutada sea ecológica. Es decir, es válido ir aplicando modificaciones en los hábitos personales y poner el ejemplo hacia los demás, de manera que la comunidad de eco turistas sea cada vez más numerosa.

Ir a Sección Ecología.

Ser eco friendly va más allá de no tirar basura. Es un estilo de vida donde el respeto y la acción positiva, representan un avance y una esperanza para el mundo.

Cómo ser un viajero Eco-Friendly en 16 pasos.

1. Elegir productos biodegradables.

Es importante procurar que las cremas corporales, protectores solares, bronceadores o repelentes para insectos, sean biodegradables. 

Algunos de los productos mencionados son dañinos para los corales debido a su concentración de químicos. Uno de los componentes más tóxicos es la oxibenzona, que es absorbido por el tejido del coral afectando su reproducción y contribuyendo a su blanqueamiento.

Puede interesarte: Los Corales…

En algunos cuerpos de agua como los cenotes, se sugiere el ingreso sin ningún tipo de crema en la piel como forma de preservar los nutrientes naturales del agua. 

2. Llevar la basura.

Para conservar la belleza de los paisajes naturales, es primordial mantener su limpieza. Si los botes de basura están repletos o se encuentran lejos, guardar la basura hará una gran diferencia. 

3. Tener cuidado con el viento. 

Servilletas, bolsas plásticas y cualquier otro material liviano, cede muy fácilmente ante el viento. Esta es una de las razones principales por las que los mares y bosques están severamente contaminados. 

Ninguna excusa es válida para ensuciar un espacio ajeno y poner en riesgo a la fauna local que puede ingerir los residuos. Hay que asegurar muy bien los objetos, y en caso de un descuido, hacer lo posible para recuperarlos. 

Cómo ser un viajero sustentable.
Cornamentas de ciervos.

4. No adquirir souvenirs de animales.

Collares de dentaduras, estrellas de mar, caparazones de tortugas, animales disecados, cornamentas de ciervos, etc., son comercializados ante una abundante demanda. Apoyar este comercio es apoyar la caza, muchas veces ilegal. 

Algunos comerciantes preparan discursos para decir que dichos animales estaban viejos, enfermos o que son parte de un plan sustentable, pero ¿quién comprueba dichos datos? Si no existe un material impreso sobre la información y los datos del lugar, hay que dudar y rechazar.

5. Decir NO a las actividades con animales.

Cualquier actividad realizada con especies exóticas o no exóticas, debe ser erradicada. Una de las más comunes son las fotografías con animales. Guacamayas, monos, iguanas, serpientes, tarántulas, entre otros, son utilizados día y noche para entretenimiento de los viajeros. Incluso, en algunas regiones existen sesiones con tigres dopados para posibilitar el acercamiento. 

Los paseos en elefantes en Tailandia y los shows con monos bailarines son otros ejemplos de maltrato animal que aún son fomentados.

6. Respetar la flora y fauna.

El hábitat que se visita pertenece a otras formas de vida. Arrancar flores o plantas, pone en peligro a insectos y otros tipos de animales que dependen de estas. 

El hábitat que se visita pertenece a otras formas de vida. Hay que respetarlo.

Los animales deben ser observados de lejos y es un error alimentarlos. Agredirlos o intentar cargarlos puede convertirse en tragedia; especialmente con las crías, quienes comúnmente son vigiladas por la madre que permanece sigilosa y preparada para cualquier tipo de amenaza. Como ejemplo, las hembras de oso son extremadamente agresivas cuando de proteger a sus oseznos se trata.

7. Seguir las reglas.

Contrario al dicho de “Las reglas son para romperse”, en un viaje sustentable, este lema no aplica. Seguir las indicaciones de los guías y las autoridades, evitará cualquier tipo de accidente o eventualidad que arruine las vacaciones personales y de otros viajeros. Las reglas fueron para mantener el orden y el control de las situaciones; por ello hay que respetarlas.

8. Viajar con lo indispensable.

Entre menos pertenencias sean equipadas, más cómodo será el viaje. Además, si el transporte es en avión, entre más peso se lleve, se producen mayores emisiones de carbono a la atmósfera.

9. Evitar ofertas de viaje demasiado económicas.

Adquirir paquetes de viajes muy económicos, representa que alguien más pagará por ello; ya sea el medio ambiente o trabajadores mal remunerados. Aunado a ello, las experiencias en este tipo de viajes no suelen ser buenas, mucho menos para viajeros que disfrutan de la comodidad y la limpieza.

Cómo contaminar menos en mis vacaciones.
Los viajes en crucero son altamente contaminantes.

10. Evitar viajes en cruceros.

Los viajes en crucero son altamente contaminantes. Además de que las personas producen y abandonan enormes cantidades de basura en cada arribada, las embarcaciones se mueven con crudo pesado, lo que concentra muy altas cantidades de azufre, óxido nítrico y hollín, entre otras partículas nocivas para la salud de los ecosistemas.

11. Alquilar lugares ecológicos.

Hay hoteles con aires acondicionados encendidos todo el día y con enormes cantidades de plástico en botellas de jabones, champús y aguas purificadas. Para un viaje con poco impacto en el medio ambiente, existen hoteles u hostales que cuentan con prácticas e iniciativas más amables con el planeta.

Los viajes en crucero son altamente contaminantes.

Si cuentan con sanitarios eficientes, materiales reciclados, lámparas ahorradoras y sistemas automáticos de electricidad, es un buen lugar eco friendly.

12. Evitar el uso de automóvil.

No hay mejor manera de disfrutar un lugar que a través de todos los sentidos, y no solo por medio de la vista como la gran mayoría de los turistas. Recorrer las calles caminando o en bicicleta, es una excelente manera de aprovechar al máximo unas vacaciones. 

Si las distancias son muy largas o hay acompañantes con impedimentos de traslado, hay opción de alquilar autos ecológicos.

13. Comer sano.

Nadie desea arruinar sus vacaciones con comida demasiado pesada o grasosa que provoque indigestión. Reducir el consumo de carnes y probar con moderación nuevos sabores de frutos, semillas e ingredientes ligeros, mejorará la experiencia viajera.

Ideas para vacaciones ecofriendly.
Evita el uso de plástico.

14. Evitar el uso de plástico.

Reiterar sobre el uso de plástico vale la pena. Cada año, el plástico que se consume en restaurantes, hoteles o incluso, en el hogar, acaba en el mar. Un dato de National Geographic señala que cada año, ocho millones de toneladas de plástico acaban en los océanos. Este es un material muy tóxico que tarda hasta siglos en desaparecer, dejando a su paso, lesiones y muerte para miles de especies animales.

Respetar las tradiciones y costumbres de una localidad, debe ser parte del comportamiento básico de cada viajero.

15. Unirse al boicot contra la discriminación.

Los indígenas no son gente atrasada en el tiempo o poco inteligente, pero esto es lo que se cree en varios países del mundo. Andaman Trunk Road es una carretera en la India que se mantiene disponible para que los turistas puedan mirar de cerca, fotografiar y alimentar a los indígenas Jarawa, como si fuera un “safari humano”. A pesar de que varias fundaciones buscan eliminar este acto de discriminación, parte del turismo continúa interesado en el recorrido.

Si este tipo de actividad turística deja de recibir atención, los indígenas Jarawa y de otras comunidades podrán vivir sin disturbios ni discriminación.

16. Respetar otras culturas.

Ser visitante no significa que las reglas deban adaptarse a sus necesidades, sino lo contrario. Respetar las tradiciones, reglas y códigos de conducta ya establecidas en una localidad, debe ser parte del comportamiento básico de cada viajero.

Pedir permiso para fotografiar personas, aprender palabras básicas de su idioma, demostrar amabilidad con los nativos y mantener silencio en sus rituales, son ejemplos de situaciones que marcan la diferencia entre un buen y mal visitante.




Fuentes:

www.worldnomads.com/responsible-travel/make-a-difference/planet/top-10-tips-for-environmentally-friendly-travel

lifestyle.americaeconomia.com/articulos/turismo-sostenible-volar-poco-y-con-equipaje-ligero

www.sectur.gob.mx/hashtag/2015/04/17/ecoturismo/

www.gdrc.org/uem/eco-tour/envi/one.html

greenglobaltravel.com/green-travel-tips-ultimate-guide-sustainable-travel/