Ualabí

Familia Macropodidae

Información y características

El ualabí es miembro del género Macropus y existen alrededor de 30 especies diferentes. Es un animal de escaso tamaño, insuficiente para ser considerado canguro a pesar de pertenecer a la misma familia que dicho marsupial, Macropodidae.

Su nombre proviene de los miembros de la tribu Eora, quienes fueron los primeros habitantes de la zona que hoy es Sídney, Australia.

Descripción del ualabí

El ualabí es un mamífero de pequeño o mediano tamaño, similar al canguro. Su longitud máxima es de 1.8 metros de la cabeza a la cola y su peso oscila entre 2 y 24 kilogramos. Tiene una cabeza alargada y poderosas patas traseras útiles para saltar grandes distancias y asestar fuertes patadas en el caso de participar en una pelea. Su cola larga no es prensil pero en cambio, funciona para mantener el equilibrio cuando está en movimiento. Su estómago es complejo pues está provisto de compartimentos en donde se efectúa la fermentación. Y como todas las hembras de los marsupiales, cuenta con una bolsa que se convierte en el hogar de la cría por unos meses.

También te puede interesar… Canguro

El color del pelaje puede ser marrón parduzco, marrón claro y hasta rojizo, de acuerdo con la especie.

Información sobre ualabí

Ualabí-Macropodidae

Distribución y hábitat del ualabí

Las poblaciones de los ualabíes están distribuidas en todo el sureste de Australia y en las islas de Tasmania y Nueva Guinea. Habitan los terrenos abiertos, escabrosos y dotados de arbustos y matorrales.

Comportamiento del ualabí

Los ualabíes no son generalmente agresivos, pero si se sienten amenazados, pueden patear fuertemente con sus patas traseras. Suelen ser tranquilos pero también cautelosos.

Durante la estación seca, los individuos se reúnen alrededor de la misma fuente de agua. Si la luz del sol está en su apogeo, permanecen en sus sitios de descanso y al anochecer o en el crepúsculo, salen a buscar comida.

Alimentación del ualabí

La alimentación del ualabí es herbívora. En su dieta están presentes los pastos, las hierbas, las hojas, las raíces, los pequeños árboles o arbustos y los vegetales. Dado que en su entorno natural el agua es escasa, tiene que recorrer grandes distancias para encontrar una fuente de líquido vital. Otro aspecto que influye en sus hábitos alimenticios es la urbanización, pues en la actualidad, es más común que el ualabí se alimente en las zonas pobladas.

Reproducción del ualabí

La reproducción del ualabí es similar a la del canguro. Después de la copulación, su ciclo reproductivo pasa por un período de diapausa embrionaria y el blastocisto suspende la implantación y el desarrollo. Es entonces cuando los ualabíes nacen pero son tan pequeños y desprovistos de defensas, que se arrastran hacia la bolsa de la madre para continuar ahí su desarrollo durante un par de meses. Sin embargo, la cría puede volver a la bolsa cuando se siente asustado o amenazado.

Ualabí con su cría

Una madre puede tener hasta 3 crías unida a ella: 1 dentro del útero, otra dentro del marsupio y una última que está destetada pero que todavía puede “visitar” el marsupio de la madre.

Amenazas del ualabí

Es presa frecuente de depredadores que se alimentan de él, como los zorros, los perros salvajes y los gatos. Por otra parte, las zonas urbanas son un peligro constante para este animal, por el riesgo de ser atropellado en las carreteras y por ser perseguido por considerársele plaga ya que suele comer parte de los cultivos.

Su población es estable hoy en día, por lo que no está considerado como especie en peligro de extinción.

 Artículos relacionados con el ualabí

Koala