Información y características de la secuoya de California – Sequoia sempervirens

Si de árboles grandes y longevos hablamos, es imposible no mencionar a Sequoia sempevirens, especie de la cual un ejemplar es el árbol más alto del mundo. Recibe también el nombre de secuoya roja.

Por los registros fósiles se sabe que esta especie fue común en la era Jurásica, cuando los enormes dinosaurios aún poblaban el planeta.

Orden: Pinales
Familia: Cupressaceae
Subfamilia: Sequoioideae
Género: Sequoia

Descripción

La secuoya de California es un árbol macizo de hoja perenne, de tronco robusto y recto y de corteza gruesa, fibrosa y color rojo que se oscurece con el paso del tiempo. Sus hojas son aplanadas, dispuestas en forma de espiral; miden de 15 a 25 milímetros de longitud y presentan un color verde o verde amarillento. Desarrolla conos redondeados que protegen las semillas, los cuales miden de 15 a 32 milímetros de longitud.

Una secuoya nombrada Hyperión es posiblemente el ser vivo más alto del mundo, ya que mide unos 115.61 metros. No obstante, en el pasado otros árboles superaban estas dimensiones.

Distribución

Es posiblemente el ser vivo más alto del mundo, ya que mide unos 115.61 metros.

El árbol es endémico de una región norteamericana cuyo clima, longitud y elevación permiten su desarrollo óptimo. Es nativa de la costa norte y central de California y en el presente su rango de distribución abarca la costa del Pacífico en Norteamérica, específicamente en Estados Unidos, desde el suroeste de Oregón hasta California. Su hábitat tiene una altitud de 30-750 metros sobre el nivel del mar.

Aunque oriunda de Norteamérica, se ha naturalizado en Nueva Zelanda (Oceanía) y su cultivo se ha extendido a países como Gran Bretaña, Italia y Portugal.

Características de la secuoya de California

Secuoyas en parque estatal de California – Sequoia sempervirens.

Reproducción

La secuoya de California es una gimnosperma que produce semillas y conos. Puede reproducirse de forma sexual y asexual; es una especie monoica que contiene polen y semillas a la vez, es decir, una sola planta genera gametos masculinos y femeninos separados en diferentes ramas.

La reproducción asexual de Sequoia sempervirens puede ser por yemas, nudos o brotes. En cuanto a la reproducción sexual, por lo regular la planta florece en enero, y a finales de invierno la planta es polinizada. Los conos maduran en otoño y poco tiempo después se abren y arrojan las semillas, que son dispersadas por el viento. Un solo árbol no comienza a producir semillas sino hasta que tiene entre 5 y 15 años.

La longevidad es otra característica notable del árbol. Puede vivir cientos hasta más de 1,800 años; de hecho, la secuoya de California más antigua de la que se tiene registro tiene unos ¡2,200 años!

Información sobre el árbol secuoya

Gruesos troncos de secuoyas californianas

Usos

Tiempo atrás su madera ligera pero resistente al fuego y la pudrición fue ampliamente utilizada para la construcción de casas, tejados, vigas para puentes, traviesas de ferrocarriles, etcétera. Estos usos ya no son tan frecuentes, pero dado que sigue siendo una madera valiosa, también se ha usado para elaborar muebles. En ciertos países el árbol mismo se usa como elemento ornamental de jardines y parques, puesto que hoy en día es una especie única en el mundo, y en ocasiones se elaboran con ella bonitos bonsáis. Existen algunos cultivares enfocados en el comercio, pero son relativamente pocos: aproximadamente 10.

 

La secuoya de California más antigua de la que se tiene registro tiene unos ¡2,200 años!

Amenazas y conservación

La secuoya de California se encuentra catalogada como “En peligro de extinción” en la Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. El problema es agravado en tanto la distribución natural de la especie es reducida y su madera es considerada valiosa.

Las principales amenazas para la especie son la tala selectiva y la urbanización, que ocasionan la reducción del área de ocupación en su hábitat natural y por lo tanto, una disminución de su población. Las acciones de protección incluyen hasta ahora su permanencia en áreas protegidas.