Imagen de Dominio Público. Wikipedia Commons.

Conraua goliath

La rana Goliat es un anfibio del género Conraua que se distingue por ser la rana más grande del mundo.

Según la historia bíblica, Goliat fue un soldado gigante que medía aproximadamente 2.90 m de altura, superando por mucho las medidas corporales de toda la población. Los científicos utilizaron dicha referencia para nombrar a este anfibio que también destaca entre todas las ranas existentes.

Descripción

No puede pasar desapercibida. Su longitud corporal oscila entre 17 y 32 cm y su peso varía entre 600 g y 3.25 kg. Es de complexión robusta con ojos de 2.5 cm de diámetro y notablemente separados uno del otro. Tiene pies palmeados con membranas interdigitales que le brindan un mejor movimiento en el agua. Las patas traseras son más largas que las cortas.

Su piel dorsal es granulada y húmeda con un color entre marrón y verde olivo.

La piel dorsal es granulada y húmeda con un color entre marrón y verde olivo, y el área ventral tiene una piel más delgada que varía de color entre crema, amarillo y naranja.

Los renacuajos de rana Goliat son del tamaño de otras especies de rana más pequeñas, por lo que son difíciles de distinguir.

Distribución y hábitat

Su distribución está sumamente limitada al África occidental, donde abarca Guinea ecuatorial y Camerún, especialmente la región de Nkongsamba ubicada al oeste.

Se encuentra en altitudes bajas a medias, por debajo de los 1,000 m sobre el nivel del mar. Vive en bosques tropicales densos y húmedos de altas temperaturas, pero se mantiene siempre cerca de cuerpos de agua como ríos, arroyos y cascadas de flujo rápido de no más de 19 grados Celsius. La presencia de larvas también determina dónde pueda haber más cantidad de ranas Goliath.

Alimentación

La dieta de los renacuajos es herbívora y se basa de Dicraeia warmingii, una planta acuática muy común en cascadas y ríos de movimiento rápido.

Por su parte, las ranas adultas tienen una alimentación muy diferente que incluye un gran número de presas entre las que figuran los insectos, arañas, cangrejos, crías de tortugas terrestres, serpientes pequeñas, peces, crustáceos, gusanos, moluscos, otros anfibios como salamandras y ranas, así como pequeños mamíferos.

Comportamiento

Carecen de sacos vocales, por lo que no se consideran vocales como otros tipos de rana, pero en épocas de apareamiento mantienen la boca abierta y emiten silbidos. Estas ranas son mayormente activas en la noche y buscan su alimento a lo largo de las orillas de los ríos.

Los individuos jóvenes permanecen la mayor parte de su tiempo bajo el agua, mientras que las ranas más adultas y longevas se esconden en las rocas.

Reproducción

Las investigaciones sugieren que las hembras son quienes siguen los silbidos de los machos reproductores para iniciar con el apareamiento.

Se sabe que los anfibios dependen del agua para llevar a cabo su ciclo de vida y la etapa reproductiva no es la excepción. Los machos construyen áreas de desove a los lados y al interior de los ríos y los cientos de huevos de 3.5 mm de diámetro se adhieren a la vegetación al fondo del cuerpo de agua. El desarrollo de las larvas toma entre 85 y 95 días.

Después de la puesta de huevos, los padres no tienen ninguna participación en el cuidado de las crías.

Se cree que las ranas Goliat pueden vivir hasta 15 años en estado salvaje.

Amenazas y conservación

Estado de conservación: “En Peligro de Extinción”.

Como enemigos naturales podemos mencionar a serpientes grandes, cocodrilos del Nilo (Crocodylus niloticus) y varanos del Nilo (Varanus niloticus). Las ranas Goliat tienen una coloración verdosa que se camufla perfectamente entre las rocas cubiertas de musgo, razón por la que tienen pocos oponentes en la naturaleza. No obstante, el mayor peligro proviene del hombre.

La captura para su carne, para el comercio de mascotas y para los concursos de carreras de ranas, afecta a sus poblaciones. La pérdida de terreno forestal para la agricultura, la tala de árboles y la construcción de asentamientos humanos, también forman parte de su problemática actual, hechos por los que la UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza) las clasifica dentro de la categoría “En Peligro de Extinción”.

Su delicado estado la ha llevado a ser protegida en diversos parques nacionales y a ser incluida en los nuevos planes de conservación donde se busca trabajar con comunidades locales para gestionar las cosechas a niveles sostenibles, esto para que se asignen áreas específicas de trabajo donde se respeten los límites territoriales.