Definición de Parques Nacionales

Un Parque Nacional es un área terrestre natural o seminatural de extensión considerable que tiene el propósito de conservar la naturaleza y por ende, la belleza natural. Cada país tiene la factibilidad de decretar la creación de un parque dentro de sus dominios, por ello es que estos parques son nacionales. Dentro de cada uno, habitan cientos de especies de plantas y animales nativos de las regiones.

Características  de los Parques Nacionales

Los Parques Nacionales existen desde el siglo XIX, pero entonces no había una definición concreta. En el año 1969, la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza expuso que un Parque Nacional es una extensa área que contiene uno o más ecosistemas sin alteraciones humanas y poseedores de flora, fauna y zonas geomorfológicas que generan interés científico, educativo y recreativo. Además, debe presentar belleza especial.

En 1971, la UICN retomó la idea y amplió las características de los Parques Nacionales, declarando que cada uno debe tener protección legal establecida o constitucional, un mínimo de 1,000 hectáreas de zonas estrictamente protegidas, recursos económicos y personal humano suficientes para el mantenimiento adecuado del parque y reglas de prohibición a los intentos de explotación de los recursos naturales.

Muchos Parques Nacionales son administrados por los gobiernos nacionales, pero en otros países su desarrollo y mantenimiento corre a cargo de los estados de la nación.

Parques nacionales

Funciones de los Parques Nacionales

La base sobre la que se fundan los Parques Nacionales es: conservar la naturaleza salvaje para el disfrute y beneficio futuros y constituir un orgullo para el país que los alberga.

Pero cada parque puede tener funciones particulares, de acuerdo con las características de cada área en la que esté. Por ejemplo, los objetivos de los Parques Nacionales de Australia consisten en conservar los valores patrimoniales de la naturaleza y la cultura de dicho país y mostrar una representación de todos los paisajes que existen ahí. En suma, sus parques son lugares para proteger: a) la belleza, b) el patrimonio histórico y c) el patrimonio cultural.

Beneficios de los Parques Nacionales

Ofrecen una serie de ventajas educativas, culturales, recreativas e inspiracionales, a corto y a largo plazo. Los beneficios más inmediatos son aquellos que relacionan al ser humano con el ecosistema del parque por un período de  tiempo. Para comprender: la mayoría de los parques están abiertos al público y brindan servicios de recreación al aire libre e incluso clases o lecciones en pro de la educación medioambiental. Los visitantes aprenden y analizan la importancia que tiene el hecho de conservar las maravillas naturales no sólo del ecosistema del parque, sino de todo su país.

Parques nacionales

Los beneficios permanentes que ofrecen estos parques son:

  • Por supuesto, conservan la gran diversidad de formas de vida y evitan su extinción.
  • Permiten la existencia de zonas con un ambiente saludable, conformando una especie de “pulmones” nacionales.
  • Abrigan y cuidan la vida de las especies animales nativas, facilitándoles corredores de vegetación natural.

Ejemplos de Parques Nacionales

El número de Parques Nacionales que existen alrededor del mundo es muy vasto, pero aquí se presentan algunos:

  • Parque Nacional Akan, Japón.
  • Parque Nacional Isalo, Madagascar.
  • Parque Nacional del Serengueti, Tanzania.
  • Parque Nacional Rondane, Noruega.
  • Parque Nacional Nangar, Australia.
  • Parque Nacional del Teide, España.
  • Parque Nacional Hot Springs, Estados Unidos.
  • Parque Nacional Río Blanco, Belice.
  • Parque Nacional Manuel Antonio, Costa Rica.
  • Parque Nacional Cañón del Sumidero, México.