Cuando hablamos de sobrepeso u obesidad, nos referimos a individuos con pesos por arriba del promedio establecido por organizaciones de salud mundial, pero cuando nos referimos a obesidad mórbida, el peso excede por mucho no solo aquellos límites numéricos, sino toda falta de posibilidad de que el afectado lleve una vida normal.

La obesidad mórbida es la obesidad potencialidad a un peso mayúsculo donde el Índice de Masa Corporal es mayor a 35 con enfermedades asociadas o mayor a 40 sin estas. En otras palabras, es de 45 a 50 kg de más sobre el peso ideal, aunque en algunos casos estas cifras quedan muy cortas.

Algunas de las enfermedades asociadas con la obesidad mórbida son:

Hipertensión arterial. Cuando la presión de la sangre hacia las paredes de la arteria es muy alta.

Diabetes. Concentración elevada de glucosa en la sangre.

Apnea del sueño. Trastorno en el que la respiración se detiene por un breve tiempo para luego retomarse.

Hipoventilación. Respiración débil o lenta.

Dislipidemía. Alteración de los niveles de lípidos en la sangre. Estos lípidos pueden ser el colesterol total, el colesterol LDL, el colesterol HDL y los triglicéridos.

Coronariopatía. Enfermedad que afecta a las arterias coronarias del corazón.

Artritis degenerativa. Deterioro de cartílagos y huesos.

Colelitiasis. Cálculos en la vesícula biliar.

Trombosis venosa profunda o TVP. Coágulo de sangre en una vena profunda, generalmente en las piernas.

Causas obesidad mórbida

Causas y consecuencias en la vida personal

No existe una causa específica por la cuál una persona sufre de obesidad mórbida, pero muchas veces inicia con una niñez con sobrepeso que va complicándose con el paso de los años.

Comenzando con las causas menos comunes, podemos mencionar el Síndrome de Prader-Willi o también llamado Síndrome de distrofia hipogenital con tendencia a la diabetes, que es una alteración genética en el en el cromosoma 15 que provoca obesidad, discapacidad intelectual, baja estatura, tono muscular pobre y órganos sexuales subdesarrollados.

La ingesta de un exceso de comida hipercalórica combinada con nula actividad física crean este resultado en la mayoría de los casos.

El síndrome de Cushing es un trastorno hormonal provocado por el aumento de la hormona cortisol durante un tiempo prolongado. Esto crea aumento de peso en el abdomen, depósitos de grasa en la cara y en la zona lumbar superior y pérdida de grasa en brazos y piernas.

Por otro lado, la ingesta de un exceso de comida chatarra e hipercalórica combinada con nula actividad física crean este resultado en la mayoría de los casos. Para llegar a este peso se requieren años de una mala calidad de vida, es por ello que su solución es lenta y muy complicada.

Un obeso mórbido tiene tanto exceso de grasa, que su anatomía externa es completamente diferente a la de una persona normal. La piel se estira de manera descomunal y adopta un alto grado de flacidez debido a que el cuerpo no puede sostenerla.

Consecuencias de la obesidad mórbida.

Fracturas, consecuencias de la obesidad mórbida.

Mantener una posición se vuelve un reto casi imposible. Los grandes pesos impiden una movilidad normal, pues los huesos y músculos no tienen la capacidad para soportar el peso acumulado. Correr, caminar, e incluso ponerse de pie puede ser un acto imposible. Bañarse, hacer necesidades fisiológicas o trasladarse de un lugar a otro se convierten en asuntos de riesgo, pues una caída podría ser grave o mortal. La higiene del afectado deja de ser prioridad y su estado mental se deteriora debido al aislamiento y a la poca actividad mental y recreativa.

Ante la exigencia de cuidados que una persona mórbida debe recibir, la familia también se ve afectada. A veces se requieren tres o más personas para ayudar a una sola persona enferma. Es realmente un asunto que va consumiendo a una persona lentamente hasta que su cuerpo no resiste más.

Tratamiento de la obesidad mórbida

Un paciente con obesidad mórbida requiere atención profesional urgente y un tratamiento integral, ya que se está frente a un problema psicológico, social, sexual y económico. Mucho afectados no entienden la gravedad de su estado debido al deterioro mental que sufren, por lo que rechazan cualquier tipo de ayuda y se niegan a abandonar el estilo de vida y la dieta que los llevó a ese estado. Las recaídas pueden ser constantes y los esfuerzos podrían durar años, pero, entre más tiempo pasen sin atención, hay más peligro de muerte.

Los tratamientos para una persona con sobrepeso u obesidad pueden no requerir cirugía. Podría ser suficiente con tratamientos nutricionales, psicológicos y farmacológicos. En los nutricionales se elabora un plan de alimentación de acuerdo al estado de salud y a las características del paciente. Los trastornos psicoemocionales muchas veces son causa del exceso de peso, así que la parte psicológica trata al afectado con entrevistas personales, terapias emocionales individuales, terapias grupales, manejo de crisis, redes de apoyo y sesiones de alimentación. Por último, el farmacológico incluye algunos medicamentos controlados para disminuir los desajustes bioquímicos y hormonales.

Riesgos de la obesidad.

Actividad física para combatir la obesidad.

Además de todo, las personas reciben seminarios educativos y reuniones testimoniales para que el paciente aprenda acciones positivas de los demás, se motive a continuar con el plan y reciba orientación sobre ejercicios que le ayudarán a eliminar sobrepeso.

Ahora bien, en la obesidad mórbida el panorama tiene que ser distinto por las características de la problemática. Esta debe tratarse con un tratamiento quirúrgico.

La cirugía bariátrica incluye la cirugía restrictiva, cirugía malabsortiva y cirugía mixta.

La cirugía de obesidad, también llamada bariátrica incluye un grupo de médicos especialistas que no solo se encarga de la parte quirúrgica, sino también de la reintegración a la vida y a la interacción social, que poco a poco va mejorando el autoestima, la confianza y la situación familiar.

Dentro de la cirugía bariátrica existen tres intervenciones quirúrgicas empleadas en importantes hospitales del mundo: cirugía restrictiva, cirugía malabsortiva y cirugía mixta.

1. Cirugía restrictiva

La cirugía restrictiva consiste en disminuir el volumen de la cavidad gástrica mediante diferentes procesos. Puede ser por medio de una banda gástrica o una gastrectomía vertical que induce a la pérdida de peso al engrapar una parte del estómago de manera permanente. El 20 % de las intervenciones de la actualidad se realizan bajo este método. Pero también se puede recurrir a otras cirugías restrictivas como: gastroplastia vertical anillada, banda gástrica ajustable, manga gástrica o gastrectomía vertical, balón intragástrico o balón gástrico y plictura gástrica.

Gastroplastia vertical anillada. Se crea un “nuevo estómago” por medio de una línea de grapas y una banda o anillo protésico que sirve de conexión con el resto del tubo digestivo.

Banda gástrica ajustable. Se considera uno de los procedimientos con menos riesgo. Se coloca una banda de silicona ajustable y con salida estrecha alrededor de la unión esófago-gástrica para crear una cavidad más pequeña.

Manga gástrica o gastrectomía vertical. Aquí se retira aproximadamente de un 80 a un 85% del estómago por medio de cirugía laparoscópica. Se llama así porque el estómago adquiere una forma de tubo o manga.

Balón intragástrico o balón gástrico. Se introduce un globo de silicona mediante técnica endoscópica para hacer más reducida la cavidad estomacal.

Plictura gástrica. No requiere cortar el estómago, solo reducirlo por medio de la creación de pliegues que se engrapan para conservar la forma.

Cirugía bariátrica.

Diagrama de un Bypass gástrico. / Imagen de dominio público. Esto aplica en todo el mundo.

2. Cirugía malabsortiva

Con este procedimiento se busca que la comida llegue más rápido al intestino distal, mejorando el metabolismo por medio de una malabsorción de los alimentos. Suponen entre 5 % y 10 % de las intervenciones bariátricas actuales y tuvo su auge entre la década de los cincuenta y los setenta.

3. Cirugía mixta

Supone el 70% de las operaciones que se realizan. Combina los procedimientos restrictivos y malabsortivos mediante un bypass gástrico, un procedimiento que consiste en realizar incisiones más pequeñas con el fin de disminuir y restringir la absorción de los alimentos.

El bypass gástrico es contemplada como la cirugía de excelencia por la Asociación Americana de Cirujanos en Bariatría y los Institutos Nacionales de Salud de los Estados Unidos, pues la recuperación es menos molesta, el sangrado es menor y existen pocos riesgos de infección y complicaciones.

La derivación biliopancreática también es una cirugía mixta donde se reduce la capacidad del estómago a la mitad y la pequeña bolsa remanente se conecta directamente al segmento final del intestino delgado.

Casos de obesidad mórbida

Existen algunos casos de obesidad mórbida que se volvieron populares por la magnitud de las medidas.

Daniel Lambert fue uno de los primeros casos conocidos a inicios de 1800. Fue un criador de animales y vigilante de prisión. Era deportista y muy fuerte, pero comenzó a subir súbitamente de peso. Debido a las limitaciones de la época, no pudieron encontrarse las razones principales, pero los médicos de ese entonces no encontraron trastornos endocrinos o genéticos por lo que se deduce a un cambio de vida hacia malos hábitos. Al morir pesaba 335 kg.

Casos de obesidad mórbida.

Daniel Lambert. / La obra bidimensional de esta imagen forma parte del dominio público mundial.

Mayra Rosales fue un caso extraordinario. Esta mujer mexicana-estadounidense se hizo popular tras ser considerada como la mujer más obesa del mundo con un peso de 470 kg.  Afortunadamente, hoy pesa alrededor de 91 kg gracias al riguroso tratamiento médico.

Manuel Uribe, un mexicano que también fue denominado como el hombre más obeso del mundo, se sometió a la atención médica para que lo ayuden a perder parte de sus 597 kg. Logró llegar a un peso de 394 kg pero un descuido médico lo llevó a la muerte en 2014 a la edad de 48 años.

 

 

Referencias

http://www.noalaobesidad.df.gob.mx/index.php?option=com_content&view=article&id=55&Itemid=77

https://hospitalesangeles.com/institutodeobesidad/tratamientointegral.php?vare=4

https://www.hmhospitales.com/usuario-hm/apuntes-de-salud/cirugia-de-la-obesidad-(bariatrica)

https://www.nutrinfo.com/biblioteca/monografias/ob04-01.pdf