Mantarraya de Arrecife

Manta Alfredi

Información y características

Es la segunda mayor especie de rayas, sólo superada por la mantarraya gigante (Manta birostris) y pertenece al orden Myliobatiformes y a la familia Mobulidae, que alberga a las rayas más grandes del mundo.

Tiene la facultad de regenerar sus tejidos corporales después de ser atacada por algún depredador.

Descripción de la mantarraya de arrecife

Se caracteriza por sus aletas pectorales con forma de alas y por las extremidades que se extienden delante del hocico, conocidos como lóbulos cefálicos. Estas estructuras forman un “embudo” mientras se alimenta y así ayudan a canalizar el agua rica en alimento hacia la boca. Permanecen enrolladas en espiral cuando la mantarraya nada.

También te puede interesar… Rayas

Tiene un cuerpo con forma de disco más largo que ancho y termina en una cola que semeja un látigo. En la parte posterior tiene una aleta dorsal pequeña. Su hocico es rectangular y tiene filas de pequeños dientes. Los ojos se posicionan a los costados de la cabeza y las branquias están situadas en la parte inferior del cuerpo.

El color del dorso del cuerpo es negro y el vientre es claro, generalmente color blanco con manchones grisáceos. En la parte de los hombros posee manchas claras y las puntas de las aletas pectorales pueden presentar manchas blancas.

La hembra es mucho más grande que el macho, posiblemente para que pueda dar a luz crías grandes. El ancho del disco central del cuerpo mide unos 3-5.5 metros.

Para diferenciar a la hembra del macho, basta con observar si el individuo tiene cicatrices en las aletas pectorales. Si es así, se trata de cicatrices de apareamiento que pertenecen a una hembra.

Mantarraya de arrecife-Manta Alfredi

Distribución y hábitat de la mantarraya de arrecife

Se distribuye principalmente en los océanos Pacífico e Índico, en las zonas que comprenden los países de Japón, Australia, Sudáfrica, Tailandia y la isla de Hawái. En el océano Atlántico se han registrado avistamientos, pero son muy raros.

Habita aguas costeras tropicales y subtropicales poco profundas y se le encuentra precisamente en los arrecifes costeros, en atolones, en grupos de islas tropicales, en bahías, en las líneas costeras y en las montañas submarinas.

Comportamiento de la mantarraya de arrecife

A pesar de que la mantarraya se agrupa al momento de alimentarse, no existen interacciones directas a menos que sea momento de aparearse. Y aunque es un animal migratorio, esta condición es menos fuerte que en otra especie de mantarraya ya que tiende a permanecer en un solo sitio, probablemente por la buena disponibilidad de alimento, por ser zona de limpieza o por ser sitio de reproducción. Es por ello que también se le denomina “mantarraya residente”. Por lo demás, suele realizar movimientos estacionales siguiendo los cambios en la abundancia de alimentos y visita las mismas zonas año con año.

También tiene la costumbre de saltar fuera del agua para eliminar parásitos de su piel, para comunicarse o simplemente como una especie de juego.

Mantarraya de arrecife-Manta Alfredi

Alimentación de la mantarraya de arrecife

Se alimenta de organismos pequeños oceánicos, específicamente de zooplancton. Para ingerir su comida, la mantarraya utiliza las branquiespinas para filtrar los diminutos crustáceos, mientras sus lóbulos cefálicos persisten extendidos.

Reproducción de la mantarraya de arrecife

El macho madura sexualmente 2 años antes que las hembras, alrededor de los 6 años de edad. La temporada de reproducción es entre octubre y enero.

El proceso de cortejo dura hasta 2 horas y se constituye por 5 fases: persecución, mordida, copulación, retención post cópula y separación. En primera instancia, el macho se exhibe frente a la hembra al nadar muy rápido en un complejo patrón natatorio, tratando de superar a otros machos. Si la hembra no lo acepta puede golpearlo. En caso contrario, el macho muerde la aleta pectoral de la hembra y se posiciona junto a ella de tal modo que transfiere su esperma. Nadan juntos de 15 a 35 segundos y una vez que la cópula se completa, la pareja se separa y no vuelve a unirse.

El período de gestación dura 1 año o incluso más y los huevos se desarrollan dentro del cuerpo de la hembra. Luego de la incubación interna nacen 1 o 2 crías en aguas poco profundas y no son alimentadas o cuidadas por ninguno de los padres.

Amenazas de la mantarraya de arrecife

La mantarraya de arrecife tiene como depredadores principales a la orca y a especies grandes de tiburones, pero la mayor amenaza para su supervivencia es la pesca comercial, ya sea intencional o accidental. De cualquier manera ha causado una disminución del 30 por ciento en la población de mantarrayas de arrecife.

Por su parte, la Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza clasifica a esta especie como “Vulnerable”.