Características e información del Ciervo-Cervidae

Los ciervos (Cervidae) forman parte de la familia de los Cérvidos que incluyen a los venados, alces y renos, formando en total 20 géneros y 48 especies aproximadamente. Sus orígenes datan de hace aproximadamente 20 millones de años.

Descripción del ciervo

Estos mamíferos rumiantes poseen patas delgadas y largas que terminan en una pezuña partida en dos. El macho es 25% más grande que la hembra. De acuerdo con la especie, el peso puede variar de 30 a 250 kg. El alce es el cérvido más grande con un peso de 450 kg, contrario al Pudú que apenas alcanza los 8-10 kg.

También te puede interesar… Ñu

Son los únicos mamíferos a los que les crecen astas o cuernas formadas por hueso muerto que son renovadas cada año. Generalmente sólo los machos desarrollan estas protuberancias después de un año de nacidos, y van aumentando de tamaño conforme el animal se va desarrollando, pero existen hembras que también las poseen, como las del reno o caribú, donde ambos sexos las forman.

Las astas de los ciervos están cubiertas de una textura parecida al terciopelo llamado “borra”, que contienen numerosos vasos sanguíneos para nutrir al hueso. Cuando esta borra cae, animales carnívoros se encargan de consumirla, ya que contiene alto valor nutricional. Habitantes de las poblaciones esquimales consideran un manjar este desecho, especialmente el que crece en los extremos de la asta.

Mientras los machos las utilizan en épocas de apareamiento para enfrentarse entre sí, las hembras que las poseen, las usan para defender a sus crías.

Por otro lado, el ciervo de agua carece de cornamentas, pero los dientes caninos superiores de los machos son muy largos, lo que se piensa que fue una adaptación a su hábitat, pues los cuernos les estorbarían en vez de ser un beneficio.

Distribución del ciervo

Los ciervos habitan desde la tundra hasta las selvas tropicales ocupando casi todos los continentes. Las únicas partes del mundo sin la presencia de ciervos nativos son Australia, algunas islas de Oceanía, la mayor parte de África, parte del medio oriente, ciertas regiones de Asia y la fría Antártida.

Son encontrados en varios tipos de hábitats como tundras árticas, selvas ecuatoriales, bosques caducifolios, pastizales, humedales, bosques tropicales, matorrales áridos, regiones boreales y alpinas, así como en ambientes urbanos y suburbanos, conviviendo con las personas y merodeando en jardines y patios de los hogares.

Alimentación del ciervo

Son herbívoros y poseen tres cámaras adicionales o falsos estómagos como todos los rumiantes, donde se lleva a cabo la fermentación de las bacterias. Optan mayormente por pequeños arbustos y hojas.

Ciervo Rojo - Cervus elaphus

Ciervo Rojo – Cervus elaphus

Reproducción del ciervo

La mayoría de los ciervos son polígamos, aunque hay sus excepciones como el Corzo Europeo, que prefiere la monogamia.

La temporada de reproducción comienza a finales de otoño y principios de invierno en las zonas más templadas. Por el contrario, en latitudes bajas inicia a finales de la primavera y comienzos del verano.

El período de gestación varía de 180 a 240 días de acuerdo con la especie. Pueden nacer de uno a dos cervatillos que son cuidados generalmente por la madre, con quien permanecen alrededor de un año.

Su expectativa de vida es corta, de 11 a 12 años. Sin embargo, muchos mueren antes de cumplir cinco años, principalmente por la caza o depredación.

Depredadores del ciervo

Entre los principales depredadores del ciervo encontramos al lince, coyote, lobo gris, oso pardo, puma de montaña, jaguar, tigre, ocelote y algunos reptiles. Pero en especial el humano que con su caza furtiva, ha disminuido el número de ejemplares en el mundo.

Datos interesantes:

La cornamenta de un alce puede pesar hasta 36 kg.

No todos los ciervos cuentan con enormes cornamentas; algunos de ellos están equipados con un par de prominentes colmillos. ¿Lo sabías?

Artículos relacionados con el Ciervo

Alce