Género Architeuthis

El calamar gigante es un gran molusco cefalópodo envuelto en un halo de misterio, debido a su rareza y a los mitos que se han creado en torno a su existencia y sus características. Más allá de esto, se trata de un animal fascinante.

Existen varias especies de calamar gigante, y se constituyen como depredadores especialmente adaptados a la vida marina.

Orden: Teuthida
Familia: Architeuthidae
Género: Architeuthis

Descripción

La anatomía del calamar gigante es única. Posee una gran cabeza alargada en forma de plumilla, con enormes ojos de aproximadamente 25 centímetros de diámetro con los que puede detectar objetos en las oscuras profundidades oceánicas, donde otros animales no pueden ver bien. Se presume que esta especie no distingue colores, pero sí podría diferenciar tonalidades. Su boca, que cuenta con una rádula o especie de dentadura para raspar el alimento, se halla en la parte inferior de su cabeza y tiene forma de gancho o pico. De su misma cabeza emergen 8 largos y fuertes brazos.

Un animal como este, tan difícil de observar, es también muy difícil de medir. De acuerdo con estudios realizados en el fondo marino, se estima que machos y hembras llegan a medir entre 10 y 13 metros de longitud. Algunos aseguran la existencia de individuos de hasta 20 metros, pero hasta el momento es un dato no comprobado. Existe marcado dimorfismo sexual que se aprecia en el tamaño y peso superior en las hembras. Estas pesan, en promedio, unos 275 kilos, en tanto los machos pesan alrededor de 150 kilogramos.

El individuo más grande del que se tiene registro pesó 900 kilogramos.

Los calamares gigantes prefieren habitar regiones de 300 a 1,000 metros de profundidad.

Distribución y hábitat

Los calamares gigantes viven en todos los océanos del mundo, pero son mucho menos abundantes en latitudes polares y tropicales. Más comunes son en el Pacífico norte, en el Atlántico Norte a la altura de Canadá y las islas británicas y en las aguas de Sudáfrica. Prefieren habitar regiones de 300 a 1,000 metros de profundidad, y muy, muy rara vez, se aventuran a subir a la superficie del agua.

Alimentación

Se tienen muy pocos datos sobre la dieta del calamar gigante. Lo más probable es que se alimente de camarones, varios tipos de peces de aguas profundas y de otros calamares, aunque no se descarta que de vez en cuando consuma calamares de su misma especie. Estos depredadores utilizan 2 tentáculos, más largos que sus brazos, para sujetar a presas que pueden estar hasta 10 metros de distancia. Las ventosas le ayudan a evitar que su alimento escape.

Reproducción

La reproducción en el calamar gigante es un asunto delicado. Si un macho tiene la suerte de encontrar a una hembra receptiva, no pierde el tiempo. En general, los machos cuentan con un sistema de glándulas que se encargan de fabricar espermatóforos, localizados en unas estructuras llamadas sacos de Needham. También poseen un tentáculo adaptado para la transferencia de espermatóforos. Así que durante la cópula, el macho se acerca a la hembra y transfiere espermatóforos a la cavidad del manto, y entonces se mueven a través del interior para fertilizar los huevos.

Una vez que los huevos se fertilizan, la hembra los libera en el agua en grandes cantidades. Sin embargo, este mecanismo es muy arriesgado, ya que los huevos que se encuentran flotando llegan a convertirse en alimento de otras especies marinas. Los huevos “supervivientes” eclosionan y con el tiempo se convierten en depredadores.

Los calamares gigantes se reproducen solo una vez, debido a que tienen una expectativa de vida muy corta: unos 5 años.

Amenazas y conservación

Los calamares gigantes son criaturas de las que se tiene poco conocimiento verificado. No se han visto muchos, por lo que ha resultado prácticamente imposible saber el número de individuos que existen y el estado de conservación de la especie. No obstante, los expertos se basan en su tamaño y en sus hábitos para sugerir que tienen muy pocos depredadores naturales y que no son afectados directamente por actividades humanas como la caza.

Se ha encontrado algunos cachalotes con restos de picos de calamar sin digerir en su interior, y marcas de ventosas en la superficie de su piel, lo cual hace pensar que estos grandes cetáceos son unos de los depredadores del calamar gigante.

Fuentes

http://animals.nationalgeographic.com/animals/invertebrates/giant-squid/

https://en.wikipedia.org/wiki/Giant_squid

http://ocean.si.edu/giant-squid