Avispa Marina

Chironex flecker

Información y Características

También conocida como medusa de caja, la avispa marina es el animal más venenoso registrado en la Tierra. Es una cubomedusa de la clase Cubozoa. De las casi 50 especies de avispas marinas que se han contabilizado hasta el momento, sólo unas pocas cuentan con un veneno letal para el ser humano.

Distribución de la Avispa Marina

La avispa de mar se localiza en las aguas tropicales costeras al norte de Australia y Nueva Guinea, así como en aguas de Filipinas y Vietnam. Abarca áreas del océano Índico occidental y del océano Pacífico, aunque aún se sigue investigando si abarca otras regiones del planeta.

También te puede interesar… Los 10 animales más venenosos del mundo

Descripción de la Avispa Marina

La principal característica de esta medusa es la forma de su campana, que es comparada en tamaño con una pelota de básquetbol. Esta es más cuadrada que las de otras especies, además de traslúcida y de coloración azul pálido que suele confundirse con el mar.

Posee 60 tentáculos de unos 80 cm de largo, pero cuando está de cacería pueden llegar a medir hasta 3 metros de longitud. Cada uno de sus tentáculos están equipados con 5.000 celdas urticantes llamadas cnidocitos que se activan por la presión.

Avispa Marina - Chironex flecker

Están conformadas por cuatro receptores fotosensibles que utilizan para orientarse, evadir objetos e identificar a sus presas.

Carecen de sistema nervioso central, pero su capacidad para moverse y desplazarse con velocidad ha sorprendido a la comunidad científica, quien ha visto una importante evolución relacionada con su capacidad de adaptación.

Comportamiento de la Avispa Marina

Las medusas tienen actividades de día, especialmente de caza. No son criaturas agresivas, pero sí muy peligrosas para el hombre.

Se dice que las avispas de mar se vuelven más mortíferas con la edad. Cuando son jóvenes poseen veneno en el 5% de sus células urticantes, en cambio cuando son adultas, esto se eleva al 50%.

Avispa Marina - Chironex fleckeri

Avispa Marina / Author: Guido Gautsch, Australia.

Veneno de la Avispa Marina

Los tentáculos inyectan un veneno tan potente, que con tan sólo 1.4 mg de cantidad pueden matar a una persona adulta y sana.

Ser una especie extremadamente venenosa no es el más grave de los problemas. Lo alarmante es que, como mencionamos anteriormente, su coloración es transparente o azulada y no emite sonido alguno, lo que hace que el bañista nade tranquilamente sin medir el peligro al que se enfrenta.

Testimonios de personas que han sufrido picaduras de una avispa marina, narran que el dolor de los tentáculos tocando la piel es increíblemente doloroso y que este persiste durante varias semanas después del acontecimiento. Algunos de ellos conservan grandes cicatrices.

Otras historias cuentan de personas que entran en estado de shock por el dolor o que sufren fallos respiratorios pocos segundos después del ataque, aunque esto solo se ha presentado en unos cuantos casos.

Si la persona afectada no es atendida a tiempo, los síntomas se vuelven más peligrosos, convirtiéndose en aceleramiento del ritmo cardíaco, muerte del tejido cutáneo y finalmente, la muerte por embolia cardíaca. Si el componente tóxico inicialmente llegara a introducirse en el torrente sanguíneo, no existe medicina o alternativa que pueda salvar a la persona.

Esta especie no ha sido completamente estudiada por los científicos, por lo que aún se desconocen ciertas partes de su ciclo de vida.

Depredadores de la Avispa Marina

Ni la avispa marina puede salvarse de los depredadores. Las verdad es que no tienen gran cantidad de enemigos marinos, pero varios tipos de peces y tortugas como la especie carey (Eretmochelys imbricata) y la tortuga plana (Natator depressus) parecen no recibir algún efecto negativo de su veneno.