La estructura de los seres vivos

Los seres vivos u organismos están formados de materia orgánica, pero además de esto, realizan actividades de nutrición, relación y reproducción. Dada la gran cantidad y diversidad de seres vivos que el planeta Tierra alberga, es comprensible la variedad de formas de funcionamiento en su entorno que son necesarios para su existencia.

De acuerdo con la Real Academia Española, la Anatomía es el “estudio de la estructura, situación y relaciones de las diferentes partes del cuerpo de los animales o de las plantas”. La definición es concreta, pero la palabra “anatomía” puede ser empleada coloquialmente para referirse a la estructura de todos los seres vivientes.

La unidad morfológica, estructural y funcional básica de de todo ser vivo es la célula.

Niveles en la estructura

En la naturaleza existen organismos simples y organismos complejos. La unidad morfológica, estructural y funcional básica de de todo ser vivo es la célula. Los organismos más simples son unicelulares (una célula) y los organismos complejos son pluricelulares (muchas células). Los seres unicelulares son la mayor parte de las bacterias y los que se encuentran contenidos en el reino Protista.

Dentro de los organismos complejos sobresalen los animales, entre los que se incluyen los seres humanos. En cada reino los organismos presentan características similares y por ende características anatómicas comunes y otras diferentes. Así, la anatomía de los animales puede ser parecida a la de los seres humanos pero muy diferente a la de los seres vivos del reino Plantae (plantas) y del reino Fungi (hongos).

Los animales y las plantas vasculares cuentan con una estructura anatómica equivalente pero fisiológicamente diferente. Esto significa que poseen células, tejidos, órganos y sistemas, pero el funcionamiento de sus partes difiere en algunos aspectos, dado que pertenecen a reinos distintos.

Anatomía de las plantas y los animales

Si bien la célula es la unidad básica de todo ser vivo, en las plantas y los animales se agrupan y forman tejidos. Los tejidos se unen y forman órganos especializados y un conjunto de éstos conforma un sistema o aparato.

anatomía de una rana

Célula. Constituye un ser con vida propia, por lo que es el ser vivo más pequeño que puede existir. Puede desarrollarse de forma autónoma y realizar las funciones de nutrición, relación y reproducción.

Tejido. Cuando varias células se agrupan y se organizan conforman seres pluricelulares. Los tejidos están formados por un conjunto de células que no son necesariamente iguales sino que pueden ser de distintos tipos. Sin embargo, para conformar un tejido las células tienen que estar agrupadas con orden y cumplir una misma función. En los animales existen 4 tipos básicos de tejido (epitelial, conjuntivo o conectivo, muscular y nervioso).  Por el contrario, las plantas presentan estos tipos básicos de tejido: meristemático, parenquimático y epidermis.

Órgano. Es el conjunto de tejidos que tienen una función en común. Los animales tienen múltiples órganos que tienen una cavidad: corazón, cerebro, estómago, pulmones, bazo, riñones, vejiga, páncreas, etcétera. En las plantas superiores o espermatofitas se presentan 3 órganos básicos: raíz, tallo y hojas. En otras plantas también aparecen órganos denominados flor, semilla y fruto.

anatomia-planta

Sistema o aparato. Es el conjunto de órganos dispuesto para ejercer una función especializada. Los animales exhiben numerosos sistemas que incluyen al reproductivo, circulatorio, respiratorio, endocrino, inmunológico, nervioso, esquelético y digestivo, entre otros. Las plantas presentan algunos sistemas particulares, como el de reproducción y el de la circulación del agua.

Anatomía de los organismos unicelulares

Estos seres suelen realizar funciones de modo rápido y sencillo. Dado que únicamente poseen una célula su anatomía es también relativamente simple. Por ejemplo, las amebas carecen de forma definida pero presentan unas estructuras llamadas organelos, que son análogas a los órganos en los seres multicelulares.