Los animales son seres pluricelulares y eucariontes con características interesantes. En el mundo existen aproximadamente 2 millones de especies animales que a pesar de presentar variaciones morfológicas y fisiológicas, comparten puntos básicos en su anatomía.

Células animales

Son muy pequeñas pero tienen formas muy variadas; pueden ser alargadas, con forma de bastón y hasta prismáticas. Las células animales poseen un núcleo celular, de ahí se debe su denominación de células eucariotas.

Las células animales pueden ser alargadas, con forma de bastón y hasta prismáticas.

Cada célula está compuesta por un núcleo que contiene información genética y posee el control de la dinámica celular interna, por citoplasma de consistencia gelatinosa, que es el medio donde ocurren reacciones químicas, y por una membrana celular que rodea el citoplasma y controla la entrada y la salida de sustancias a la célula. Otras partes de esta célula son la mitocondria, el aparato de Golgi, el retículo endoplasmático y el lisosoma.

Tejidos animales

Un grupo de células de estructura y función similares conforma un tejido que tiene una función específica en el cuerpo. Los intestinos y los pulmones están revestidos de tejido y de hecho, los tendones son porciones de tejido conectivo que sujetan el extremo de un músculo.

En los animales se presentan 4 tipos básicos de tejido:

-Epitelial. Reviste las superficies externas e internas de los órganos.

-Conjuntivo o conectivo. Otorga sostén, forma, protección y resistencia al organismo. Puede ser:

– Laxo. Su proporción de células está equilibrada. Además de revestir órganos contribuye en algunas reacciones de defensa del organismo, como la cicatrización.

– Denso. Compuesto mayormente por fibroplastos, se localiza en la piel, en ligamentos, alrededor de los huesos y en los tendones, entre otros.

– Reticular. Contiene fibras de reticulina que filtran los elementos de la sangre. Se le encuentra en la médula ósea, el bazo, el hígado y los ganglios linfáticos.

– Adiposo. En los mamíferos se constituye principalmente de adipocitos, unas células que almacenan energía en forma de triglicéridos.

– Cartilaginoso. Es un tejido conectivo elástico, ligero y flexible que se encuentra en algunas zonas como las orejas, la laringe y la tráquea.

– Óseo. Se compone de cristales minerales y proteínas fibrosas, incrustado en un tejido basal. Forma los huesos de los vertebrados.

-Muscular. Se compone de fibras musculares que tienen la facultad de contraerse y transmitir la conducción de los impulsos nerviosos. Excepto en las esponjas, es el principal medio de movilidad en los animales y suele ser el tejido más abundante de éstos.

-Nervioso. Está compuesto por neuronas y células de la glía o neuroglía y se encarga de transmitir los impulsos bioeléctricos de una parte a otra del organismo.

Los animales presentan características anatómicas particulares, es decir, que varían de acuerdo con el grupo y la especie a la que pertenecen.

Órganos animales

Si varios tejidos se unen forman un órgano para realizar un trabajo común. Muchos órganos se encuentran dentro del cuerpo, pero otros, como los ojos, son externos. Algunos órganos importantes son:

Corazón. Es el órgano muscular encargado de bombear la sangre hacia todo el cuerpo. Todos los animales con sistema circulatorio poseen uno, así que ni los equinodermos ni las medusas cuentan con corazón.

Cerebro. Es el órgano central del sistema nervioso, por supuesto, para aquellos que poseen uno. Normalmente se encuentra en la cabeza y es más complejo que muchos otros componentes del cuerpo.

Pulmones. Realizan la función de transportar el oxígeno desde la atmósfera hasta el torrente sanguíneo. Todos los mamíferos respiran por los pulmones.

Sistemas animales

Se llama sistema al conjunto de órganos diferentes que trabajan en una función común. Los sistemas llevan a cabo complejos procesos vitales para la supervivencia como la obtención de energía y nutrientes, la respiración y la eliminación de desechos. En los animales, los sistemas más importantes son:

Respiratorio. El sistema trabaja en la absorción y/o uso de oxígeno para liberar energía de la glucosa y de otros nutrientes al interior de las células. Por lo tanto, la respiración no implica precisamente la existencia de pulmones puesto que algunos animales respiran a través de branquias.

Circulatorio. Envía la sangre desde el corazón hacia todo el cuerpo mediante una red de vasos. Casi todos los vertebrados presentan una circulación cerrada en la cual la sangre se encuentra dentro de los vasos e intercambia nutrientes, desechos y sustancias variadas a través de las paredes. En algunos invertebrados la circulación es abierta y se caracteriza por la circulación de un líquido llamado hemolinfa que libera hemocele antes de regresar al órgano principal de este sistema.

Endocrino. Es aquel que regula funciones del cuerpo mediante hormonas. Éstas se dispersan por el cuerpo a través de la sangre y operan sobre órganos o tejidos para que actúen rápidamente o liberen productos.

Reproductor. Interviene en la función de reproducción sexual para la perpetuación de las especies.

Digestivo. Degrada las partículas alimenticias hasta que los tejidos puedan absorberlas y los nutrientes se conduzcan al torrente sanguíneo. Algunos animales tienen un sistema digestivo interesante, como en el caso de los rumiantes que poseen más de un estómago.

Inmunológico. Su función es básicamente luchar contra las enfermedades. En los vertebrados, las células de este sistema están diseminadas por la sangre y la linfa.

Nervioso. La mayor parte de los animales es dueña de un sistema nervioso cuyo órgano eje es el cerebro. Mediante impulsos eléctricos interviene en los sentidos, los instintos, las reacciones al medio, la memoria y el aprendizaje.

anatomía de los animales

Anatomía interna de un gato

Esquelético. El sistema esquelético es el que sujeta, sostiene y soporta el cuerpo. Los vertebrados poseen un sistema esquelético basado en huesos, pero no todos los animales tienen un esqueleto óseo. Además de éste, los integrantes del reino Animalia pueden presentar uno de estos esqueletos:

– Hidroesqueleto. Se basa en líquidos y su proceder es similar al de los sistemas hidráulicos. Una parte del líquido del interior del cuerpo se presuriza por la contracción de las paredes musculares de la cámara que lo rodea, por lo que la estructura se vuelve rígida.

– Esqueleto córneo. Está compuesto por sustancias fuertes y resistentes como la quitina y se conforma en un exoesqueleto duro.

– Esqueleto calcáreo. Es una estructura de cristales de calcio envueltos en una matriz de base proteica. Los equinodermos y los moluscos son ejemplos de animales con esqueleto calcáreo.

Características diversas

Los peces, anfibios, mamíferos, reptiles y aves presentan características anatómicas particulares, es decir, que varían de acuerdo con el grupo y la especie a la que pertenecen.

Algunos poseen 4 patas, otros únicamente 1 y otros más poseen cientos. Hay animales con alas, con dedos separados, con dedos unidos por membranas, ungulados de 1 dedo y ungulados de 2 dedos. Unos tienen pelo, algunos poseen escamas y varios tienen la piel lisa.

¡Las características son demasiado diversas!